Hoy en día casi todos los negocios tienen una fuerte dependencia operativa y estratégica de las tecnologías de información, sobre todo cuando se trata de cambios o consolidación de negocios, adquisiciones, desincorporaciones o preparación de empresas para su salida a bolsa.

Para asegurar el éxito en todas estas operaciones, el negocio de cómputo en la nube es fundamental. Este consiste en utilizar una red remota de servicios hospedados en el internet para almacenar, administrar y procesar datos en lugar de realizarlos en un servidor local o una computadora personal. 

Este servicio que es escalable y elástico, permite que la empresa que utiliza tecnología en la nube no es dueña de los activos solo paga por el uso de la misma, pasando de un esquema de APEX a OPEX, y se paga lo que se consume sin tener capacidad ociosa instalada en la empresa y utiliza tecnologías de Internet y los servicios se entregan utilizando identificadores, formatos y protocolos como URLs, HTTP, IP etc.

El cómputo en la nube es hoy en día una opción ayuda a implementar iniciativas de negocio de una manera ágil, escalable y de bajo costo. Además, la tecnología disponible en la nube es de última generación, segura y accesible para empresas de todo tipo y tamaño.

Por ello, cada vez más empresas confían un mayor número de servicios de tecnologías de la información que pueden cubrir cualquier solución necesaria de forma flexible y asegurando buenos resultados en las mejoras de productividad, rentabilidad y sobre todo seguridad. El BPO. Outsourcing en tecnología orientado a satisfacer los procesos exclusivos del negocio. Los más habituales suelen estar relacionados con la administración, las finanzas y la gestión de clientes

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

Te recomendamos: